Se encuentra usted aquí

Pastel de brócoli y coliflor

Solapas principales

Descripción

A mí me apasionan estos arbolillos de colores que son el brócoli y la coliflor. Me encanta la textura, los como casi crudos, o como guarnición, y me derrito con sus cremas. Aún así, entiendo que resultan un poco aburridos si no se le echa imaginación, y para eso estamos. Esta receta de Karlos Arguiñano tiene este resultado tan bonito y el pastel está muy bueno.

Con su permiso, chef.

Pastel de coliflor y brócoli
plato completo - vegetariano
Dificultad: 
Normal
Tipo de plato: 
platos principales - entrantes
Para hacer con niños: 
0
Para tupper: 
1
Tipo de receta: 
Receta

Resumen

Yield
Raciones
SourceKarlos Arguiñano
Prep time
25 minutos
Cooking time
40 minutos
Total time
1 hora, 5 minutos

Ingredients

500 grams
coliflor pequeña
500 grams
brócoli
1⁄4 litro
nata líquida (para cocinar)
1⁄4 litro
leche
6
huevos (medianos)
 
sal
 
pimienta negra
3
rebanadas de pan de molde
1⁄4 litro
aceite para freír
1 puñado
pan rallado
 
mayonesa o alioli (para acompañar)

Instructions

  • Lavamos el brócoli y la coliflor y separamos los ramilletes, eliminando el tronco central. Encendemos el horno a 180 grados, colocando una bandeja honda con agua, sobre la que vamos a poner el molde.
  • En una cazuela con abundante agua salada, cocemos primero el brócoli siete minutos, lo sacamos y lo dejamos escurriendo.  La coliflor la hervimos durante quince minutos, y la escurrimos también, en otro bol. Trituramos las dos cosas, con batidora o machacando con un tenedor si queremos dejar un poco de textura. 
  • Aparte batimos los huevos con la leche y la nata, añadimos la sal y la pimienta y mezclamos la mitad con el brócoli y la otra mitad con la coliflor. Las reservamos.
  • Freímos las rebanadas de pan en aceite muy muy caliente, sólo unos segundos, y las colocamos sobre un papel de cocina para que absorba la grasa.
  • Untamos el molde con un poquito de aceite, bien repartido, y espolvoreamos con pan rallado. Vertemos primero una de las dos mezclas, la que quieras que quede arriba, hasta casi la mitad de la altura. Luego colocamos las rebanadas de pan, y encima, la otra mezcla. 
  • Ahora horneamos al baño maría durante 40 minutos para que cuaje. Cuando haya pasado el tiempo, lo sacamos y lo dejamos enfriar unos minutos antes de desmoldar. 
  • Lo decoramos y lo acompañamos con una mayonesa a la que incorporemos un diente de ajo o una salsa alioli. 

Notes

La receta de Arguiñano la acompaña con una crema de zanahoria, lo que resulta un acierto fantástico tanto por el bonito cromatismo del plato como para completar de nutrientes la ración. Es muy sencillo: rehogamos cebolla y zanahoria con un chorrito de aceite, añadimos un puñado de arroz, cubrimos con agua y cocemos durante veinte minutos. Luego se tritura y la ponemos en el plato, colocando encima la ración de pastel.

Ya sé que ha quedado un pestuzo de miedo en la cocina. Eso es porque el brócoli y la coliflor, entre sus propiedades, tienen compuestos de azufre, pero a cambio son potentes antioxidantes y anticancerígenos, lo cual no es poca cosa. Si no te convencían mucho, te animo a que experimentes con ellos y encuentres tu receta preferida. ¡Ganarás en salud!

Útiles necesarios: 
Platos relacionados: 

Pastel de patata y atún

Uno de estos días que no tienes nada en el frigorífico, y no se te ocurre nada para comer, el pastel de patata viene al rescate. Y encima no es un apaño cualquiera, es un auténtico espectáculo. Sigue mis instrucciones: 

Pastel de patata y atún

Quiche de brócoli y salmón ahumado

Las quiches son un plato francés que ha traspasado fronteras. Normal, porque es totalmente versátil, lo mismo te vale para una cena en familia que te soluciona una comida de celebración, y lo que es aún mejor: puedes echarle cualquier cosa que tengas en la nevera. Sólo son imprescindibles los huevos, la nata y la masa. Y como muestra, un botón: esta quiche con brócoli, calabacín y salmón, y un toque de albahaca que la hace especial.

quiche de salmón y verduras

Coliflor gratinada con bechamel

No estoy descubriendo América con esta receta, ya lo sé. La coliflor con bechamel era de la única manera que mi abnegada madre hacía comer coliflor a sus remilgados hijos, así que es una receta más que repetida en nuestra mesa. Ahora se la cocinamos a nuestros hijos, y sigue triunfando...

coliflor gratinada